Jessie J II de Pedralbes

La británica roza el lleno en su segunda visita al Festival Jardins de Pedralbes

Como un destello de luz que percibimos en cuestión de milisegundos. Así son los conciertos de Jessie J y cómo nos sentimos los que, alguna vez, hemos tenido la suerte de asistir a uno de ellos.

El 19 de junio, Pedralbes se vestía de gala para recibir a una artista que, por méritos propios, se ha ganado el respeto del público de Barcelona y de todos los llegados de diferentes puntos no solo de España sino del resto del mundo.

Antes del concierto, una de las sorpresas agradables de la jornada fue el encuentro con los padres de Jessie. Ahí estaban, relajados, disfrutando de los jardines. Muy atento, cariñoso y agradecido por el apoyo no solo ese día sino en los conciertos anteriores en España –se acordaba del fan action de Vistalegre en 2014 porque estuvieron ahí–, su padre es el “culpable” de la parte más cómica y a la vez empática de Jessie; nos bastaron 5 minutos hablando con él para comprobarlo.   

A las 22 h empezaba todo. Una energía electrizante como la de Do It Like a Dude daba el pistoletazo de salida. Con una mirada desafiante como quien se sabe fuerte, confiada y querida, Jessie retaba al público quedándose parada en medio del escenario mientras el público gritaba de emoción a unos niveles destacables. Entertainer pura. Ya al final, terminaba con unas estrofas del clásico You Don’t Own Me.

8b8c8-JESSIE-J_FESTIVAL-JARDINS-DE-PEDRALBES-2018_SONIA-OCHOA_LA-TORNADA-LIVE_01

© Sonia Ochoa

Burnin’ Up conjuga uno de los estribillos más agudos del pop actual con unos arreglos fenomenales que hicieron levantar a todos los presentes. Y para seguir en lo más alto, llegaba Play, de su nuevo disco; ritmos ochenteros que precedían al ‘hit’ que no pasa de moda: Domino. En Pedralbes, Jessie estrenó en directo Petty. Al ritmo y letra contundente de la canción solo le falta una cosa, y es poder saber a qué ‘ex-amistad’ va dirigida. Tal vez en un futuro lo desvelará. Después, con Not My Ex, para suavizar un poco la noche –pero solo un rato–, nos ofreció una de las melodías más cuidadas de “R.O.S.E.”.

24107-JESSIE-J_FESTIVAL-JARDINS-DE-PEDRALBES-2018_SONIA-OCHOA_LA-TORNADA-LIVE_07

© Sonia Ochoa

Y como no podía ser de otra manera, volvieron a aparecer. Era cuestión de tiempo. Los “olé” que fueron tendencia en su última visita en 2015 se repitieron. Ella se acordaba, lo sabía… y jugó con ellos hasta el final del concierto, con la complicidad de quienes sabíamos que, a la mínima, iba a sacar a relucir la flamenca que lleva dentro. Desde luego, en una hora y media cabe todo, y ese momento ya queda para siempre entre ella y Pedralbes.

Por un rato, el baile y la energía encontraron la pausa en la parte acústica de la noche. En Flashlight, el auditorio se llenaba de luces que recordaban un cielo estrellado y, en Thunder, Jessie recuperó un tema de “Alive”, su segundo disco. Cascada vocal sin nada más que añadir. Hay que verlo y escucharlo para saber de lo que hablamos. Para concluir, Stand Up, un himno del positivismo que anima a dejar atrás a la gente negativa, también conseguía, como el resto de las canciones –incluso las más nuevas– que gran parte del público cantase a plena voz, algo difícil y que seguro que ella agradece en una época en la que muchos artistas parecen conformarse con sacar discos formados por singles que son promocionados y otras canciones que no llegan nunca a ser reconocidas. 

Los conciertos de Jessie tienen una parte de “confesionario”; momentos en los cuales ella reflexiona sobre situaciones vividas y donde anima al público a hacer lo mismo. No pasa nada si nos equivocamos, forma parte de la vida y gracias a ello aprendemos a ser mejores personas. Ese es el mensaje del eterno Nobody’s Perfect. Después, con un emocionante discurso dedicado a su abuelo y contando la historia que hay detrás de Easy On Me, pedía al público que sintiese e interiorizase la canción. No debemos ser demasiado duros ni crueles con nosotros mismos, ni tampoco deben serlo quienes nos rodean, a fin de encontrar el equilibrio.

60ed6-JESSIE-J_FESTIVAL-JARDINS-DE-PEDRALBES-2018_SONIA-OCHOA_LA-TORNADA-LIVE_08 (1)

© Sonia Ochoa

Y después de la parte confesional, la experiencia religiosa de la noche y, para muchos, del año. Para ponerla en contexto: Jessie participó en el programa “Singer” de la televisión china, dirigida a artistas consolidados, donde cada semana versionaba una canción. En la final cantó I Will Always Love You de Whitney Houston… y ganó. Como dato, la audiencia de la final fue de un billón de espectadores; una séptima parte de la población del planeta. Pues bien, a ese billón podemos añadirle los 2.000 de ese día. Y para hacerla más especial, la dedicó a sus padres, allí presentes, como ya hemos comentado.

Con Queen, el primer single de “R.O.S.E.”, Jessie animaba al público, tanto a hombres como a mujeres, a ser libres y a quererse tal como son porque, al final, es lo único que importa. Amor propio para encontrar el equilibrio. Y un mensaje complementario da también Who You Are. Este tema ocupará, para siempre, un lugar en el corazón de los heartbeats. Tras ocho años cantándola, sigue teniendo el mismo sentido que el primer día.

En Masterpiece vivimos una escena que también recordaremos un tiempo. Todo bien, todo correcto… hasta que empieza la odisea de Jessie. Mientras canta, empieza a tocarse el moño; parece que algo le estira… Y empieza a quitarse horquillas, horquillas, horquillas… y a lanzarlas al espacio que queda entre el escenario y la barrera de primera fila. Todo esto, desde mediados de canción hasta el final. Sin parar de cantar en absoluto. Todo un espectáculo que, por cierto, tenía un motivo, que comprobamos en la canción siguiente.

Ya con la melena al viento para poder bailar libremente, con Mamma Knows Best algunos cumplíamos el sueño de escuchar por fin en directo, después de siete visitas a España, una de las canciones más espectaculares vocalmente de su repertorio. Y para acabar, Bang Bang y Price Tag. Aquí terminaba una hora y media de constante muestra de talento, entrega y sensibilidad que dejan huella.

a644a-jessie-j_festival-jardins-de-pedralbes-2018_sonia-ochoa_la-tornada-live_05.jpg

© Sonia Ochoa

Un reconocimiento especial merecen la banda y las coristas, que llevan el peso melódico y rítmico de los conciertos con una calidad digna de mención. También su equipo de maquillaje, peluquería, vestuario y, personalmente, Lauren Willson, que estuvo todo el concierto grabando desde la barrera de primera fila, interactuando a momentos con los fans, y que repartió postales firmadas por Jessie.

Habían pasado tres años desde su último concierto en España, y viendo la respuesta en este concierto y, sobre todo, de “R.O.S.E.” –cuatro días seguidos en el top 5 de iTunes España– con los diferentes EPs, sin promoción y ni siquiera mención en las principales radios del país, esperamos que muy pronto podamos recibir otra visita suya si hay gira europea.


© Fotos: Josep M. Palou y Sonia Ochoa.

 


 

cropped-jessie-new-era-hd-jjs-1-copia.jpg Texto íntegro: © Jessie J Spain (2011-2018)

Club de fans oficial de Jessie J en España

Reconocido y respaldado por Universal Music Spain y Live Nation

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s